«Antes de compartir fotos de tu hijo, plantéate si él gana algo con ello… o puede perderlo»

Interesante publicación la que salió en el ABC el 27 de de Agosto, en ella se hace referencia a a esa moda de los padres de publicar fotos de sus hijos, sin pensar los peligros que ello supone.

El día que un padre o una madre descubra los peligros reales de publicar fotos de sus hijos, exponiéndolos con total libertad a la red de datos y metadatos, ese día esos padres en su cerebro algo ara “click” despertarán y verán la realidad.

Recomendamos la lectura pero hacemos hincapié en unos consejos que dan:

Diez aspectos a tener en cuenta antes de compartir

1.- Tienes la obligación de cuidar su imagen e intimidad, no el derecho de hacer uso arbitrario de ella. Las personas menores de edad tienen igualmente sus derechos que además deben ser protegidos de forma especial.

2.- Tu hijo no gana nada con la publicación de las imágenes. Aunque puede que tampoco le afecte negativamente, el saldo rara vez será positivo.

3.- Puede haber otro criterio válido pero diferente sobre qué y cómo se comparte. Especialmente cuando los progenitores no forman pareja, el sharenting puede ser motivo de conflicto.

4.- Es posible que no conozcas bien cómo estás compartiendo esas imágenes. No es fácil entender y gestionar la lógica y los cambios de gestión de privacidad de las redes sociales.

5.- Existen otras formas más controlables para compartir imágenes. Es necesario limitar con quién se desea realmente compartir la información y utilizar la plataforma adecuada, como por ejemplo el email o la mensajería instantánea.

6.- Habitualmente se comparte más información que la que se aprecia a simple vista. Una imagen inocente puede contener detalles de contexto importantes e incluso datos de geolocalización.

7.- Al compartir las imágenes con otras personas, ellas pueden asumir que no son tan privadas. Sin mala intención, de forma directa o indirecta, pueden expandir el alcance e incluso hacerlas públicas.

8.- Lo que publicas escapa de tu control para siempre. Cuando algo aparece en una pantalla, es susceptible de ser capturado y reutilizado.

9.- Compartir imágenes de otras personas sin su consentimiento es inadecuado. No es un buen ejemplo para otros miembros de la familia ni para el hijo o hija interesado cuando vaya creciendo.

10.- En ocasiones extremas puede comprometerse la seguridad de miembros de la familia. En algunos casos de ciberacoso sexual de menores las víctimas son amenazadas con daños a hermanos menores

Fuente: ABC

1 pensamiento sobre “«Antes de compartir fotos de tu hijo, plantéate si él gana algo con ello… o puede perderlo»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *